Nuevos datos del registro internacional HOPE COVID-19

HOPE

Los pacientes con patologías cardiacas tienen mayor riesgo de complicaciones y mortalidad derivada de la infección por SARS-CoV-2, de acuerdo con un análisis de casi 3.000 pacientes incluidos en el registro HOPE COVID-19 (Health Outcome Predictive Evaluation for COVID 19) y publicado en la revista ‘Cardiology Journal’.

latest Nike Sneakers | Nike Air Force 1 Shadow News, Colorways, Releases , Gov

El registro HOPE COVID-19 es un proyecto impulsado en febrero de 2020 por un grupo de investigadores españoles liderados por el cardiólogo Iván Núñez Gil, del Hospital Clínico San Carlos (Madrid). Esta base de datos se ha convertido en uno de los mayores registros de pacientes de coronavirus a nivel internacional. En total, se ha recogido información de 8.168 pacientes de 48 hospitales en 9 países entre febrero y finales de mayo de 2020. Con 9 artículos publicados hasta la fecha, el registro está suponiendo una valiosísima fuente de información sobre la COVID-19, el perfil clínico de los pacientes más graves y su manejo. El registro cuenta con la colaboración desinteresada de la empresa informática Cardiovascular Excellence, de la Fundación Interhospitalaria para la Investigación Cardiovascular (FIC) y la Fundación IMAS, que contribuye al análisis de los datos.

El análisis que ahora se publica está basado en los datos de 2.798 pacientes de 35 centros hospitalarios de 7 países, entre ellos España; con una edad media de 67 años y un 59,5% de varones. Los datos revelan que el 24% de ellos (682) padecía una patología coronaria previa; un factor que se asoció con mayor uso de soporte respiratorio, circulatorio y mayor proporción de eventos en el hospital: como fallo cardiaco o renal, insuficiencia respiratoria, sepsis o hemorragias.

Además, los pacientes con patologías cardiacas previas a la infección por COVID-19 presentaban un riesgo crudo de mortalidad un 24% superior al resto de la muestra (39.7% vs. 15.5%; p < 0.001). Los datos del registro también revelan que estos pacientes recibieron con más frecuencia tratamiento con corticoides (28.9% vs. 20.4%, p < 0.001) y antibióticos; pero menos con hidroxicloroquina, antivirales o tocilizumab.

Utilizamos cookies para asegurar que damos la mejor experiencia al usuario en nuestro sitio web. Si continúa utilizando este sitio asumiremos que está de acuerdo. Acepto las cookies de este sitio. Políticas de privacidad