El 96% de los bebés con Displasia Broncopulmonar son prematuros

 

curso GEIDISPor primera vez se publican datos sobre la incidencia y tratamiento de la displasia broncopulmonar (DBP) del Registro Nacional de Displasia Broncopulmonar, una enfermedad pulmonar crónica del recién nacido que provoca una disminución del crecimiento pulmonar, tanto de la vía aérea como de los vasos pulmonares, dando lugar a una limitación en la función respiratoria de grado variable. Esta patología es una de las secuelas más frecuentes de la prematuridad. Afecta al 40% de los menores de 28 semanas y a más del 60% de los menores de 26 semanas. En España, el 96% de los bebés con esta patología nacieron antes de la semana 32, siendo la edad gestacional media la semana 27.

Estos son algunos datos que se derivan del registro del Grupo Español de Investigación en Displasia Broncopulmonar (GEIDIS) con los datos recogidos en 2016. Creado en 2015 con el apoyo de la Fundación Instituto para la Mejora de la Asistencia Sanitaria (Fundación IMAS) y bajo la dirección del Dr. Manuel Sánchez Luna, jefe de Neonatología del Hospital Doce de Octubre de Madrid, el Grupo presentó el día 29 de marzo sus primeros resultados en el marco del 1er Curso GEIDIS en Displasia Broncopulmonar celebrado en Madrid. El evento reunió en la capital a los pricnipales exponentes nacionales e internacionales en este campo.

Se ha recogido información de 450 pacientes en 54 de los 71 centros que participan en este proyecto que agrupa al 96% de los centros que atienden esta enfermedad. Las Comunidades Autónomas que más pacientes han incluido en el registro son Andalucía, con casi un 25% del total, y Madrid, con el 20% . La estancia media hospitalaria fue de casi 3 meses (88 días) y la mortalidad en el ingreso del 2,5%.

“El registro nos ofrece información muy importante”, afirma el Dr. Sánchez Luna. “En primer lugar, la mayoría de los recién nacidos que la sufren no fueron intubados al nacer (sólo el 44,8%) y, además, no todos recibieron tratamiento con surfactante (el 76,8%). Esto confirma que, aunque en muchos casos existe el antecedente de una insuficiencia respiratoria inmediata, esto no es así siempre, por lo que esta enfermedad tiene probablemente un origen multifactorial y prenatal. Este es el perfil de lo que conocemos como la nueva Displasia Broncopulmonar, una enfermedad relacionada con el desarrollo del pulmón y la vía aérea de los que nacieron muy inmaduros y en la que no siempre encontramos ya un antecedente traumático como la ventilación mecánica invasiva”, concluye el director de GEIDIS y presidente de la Unión Europea de Sociedades de Neonatología y Medicina Perinatal (UENPS).

Analizando la incidencia de los diferentes grados de DBP según la edad gestacional se puede apreciar que, a mayor inmadurez, más grave es la enfermedad.

Grafico GEIDIS

 

GEIDIS se constituyó con el objetivo de fomentar el estudio, la prevención y el tratamiento de la Displasia Broncopulmonar. Uno de los objetivos principales del registro es poder conocer mejor los pacientes y seguir su evolución longitudinal hasta la edad adulta. “Queremos descifrar marcadores precoces de pronóstico a muy largo plazo. Identificar a aquellos que precisarán una atención especial y quizás tratamientos más específicos. En definitiva, se abre un apasionante capítulo de la investigación en nuestro país de la patología respiratoria con origen en la inmadurez pulmonar”, sentencia el Dr. Sanchez Luna, quien es a su vez patrono de la Fundación IMAS.

Utilizamos cookies para asegurar que damos la mejor experiencia al usuario en nuestro sitio web. Si continúa utilizando este sitio asumiremos que está de acuerdo. Acepto las cookies de este sitio. Políticas de privacidad